Hago un llamamiento


OPINIÓN POLÍTICA/MATIAS CAMPOS

Ahora lo que toca es trabajar y tirar del mismo carro pa´lante, y por eso quería contar con la oposición (que ya se negó en rotundo)
Gomeraactualidad.com/Opinión por Matias Campos.- Ya juré mi cargo por obligación política, legal y moral como consejero de Empleo, Desarrollo Local y Cooperación Institucional del Cabildo de Gran Canaria y, como se dice por aquí, aún ando planeando buscando un hueco donde aterrizar.

La verdad es que todo esto me pilló casi de improviso, sin tiempo apenas para meditar o consultar con la familia y amigos; todo fue sumamente rápido y todavía no he terminado de asumir esta nueva etapa del camino en el servicio a la ciudadanía que emprendí cuando decidí iniciarme en la actividad política.

Empleo en los cabildos es un área muy extraña porque no se tienen competencias reales. Es muy difícil ahora mismo crear empleos fijos y de calidad, y por lo que he visto en la escasa semana que he tenido para ponerme al día, la política que hasta ahora se estaba llevando a cabo en esta Consejería insular está basada en dar subvenciones a los ayuntamientos para que éstos creen planes de empleo.

Y ¿qué son los planes de empleo? Pues actuaciones habitualmente municipales o insulares dirigidas a contratar a un número determinado de parados, mayoritariamente de largas duración, con baja cualificación y de colectivos desfavorecidos. A bote pronto diría que los planes de empleo son, más que un trabajo, seis meses de ayuda en los que se combina la formación y la práctica, y cuando este tiempo termina el trabajador vuelve a las listas del paro. No se sabe cuántas personas consiguen un empleo más o menos estable tras este periodo de formación y trabajo, porque no se ha cuantificado y no existen datos ni controles al respecto.

Creo que este tipo de acciones forma parte de un sistema que sí, sirve para ayudar a este colectivo durante seis meses, pero no va más allá; realmente no se crea empleo, simplemente se trata de ciclos de rotación de personas que hacen trabajos de limpieza de barranco, desbroce de vegetación, eliminación de plásticos de viejos invernaderos para embellecer el paisaje…

Pero, hay que reconocerlo, los planes de empleo tienen su parte positiva porque no sólo se realizan actuaciones en el entorno que de otro modo no se harían, sino que alivian aunque sea durante un corto periodo de tiempo a muchas familias necesitadas. En contraposición, estos planes se están convirtiendo en una herramienta que ya no da más de sí porque es necesario ya generar empleo estable y dar salida a los verdaderos problemas que padecen los colectivos susceptible de beneficiarse de los mismos.

En este punto, he de reconocer que es cierto, que he pedido ayuda a la oposición, exactamente a quien llevaba esta misma área en la pasada legislatura. Y no me extraña que haya quien se ha sorprendido porque desgraciadamente no es costumbre contar con la oposición, pero soy de la opinión de quien entra en política lo hace con espíritu constructivo y de servicio, y hoy más que nunca toca arrimar el hombro y sacar adelante entre todos nuestra sociedad. Pero supongo que eso va con las personas y su forma de actuar.

Muchos se llenan la boca hablando de la necesidad de cambiar la forma de hacer política pero cuando uno propone una colaboración constructiva se le toma por inexperto o torpe e, incluso, por idiota.

Con todo, y arriesgándome a que sigan utilizando calificativos como estos para referirse a mí, insisto en que si realmente queremos hacer las cosas bien hay que ser transparente, participativo y sumar voluntades y esfuerzos más que restar o excluir, porque esta es la única fórmula para que Gran Canaria, en este caso, salga adelante y reforzada de la situación de crisis global que vivimos. Y esto es lo más importante ahora, siglas e ideologías aparte.

Y me da igual que se rían y que no crean en trabajar en equipo de forma proactiva, porque yo sí creo en ello, en mirar y buscar soluciones desde todos los puntos de vistas buscando las convergencias y no las distancias.

Ahora lo que toca es trabajar y tirar del mismo carro pa´lante, y por eso quería contar con la oposición (que ya se negó en rotundo) y también me gustaría contar con la participación de los grancanarios, para lo que nos hemos puesto a trabajar en una serie de medios que fomente la participación en la gestión del área de Empleo.

Así, se creará un Tagoror del Empleo, un lugar donde exponer soluciones y llevarlas a la práctica, un lugar donde aportar ideas, asesorar sobre qué y cómo hacer las cosas, donde el ciudadano pueda hablar y participar activamente. Hoy por hoy las nuevas tecnologías nos permiten esto y más, debemos saber aprovechar las aportaciones de la política 2.0 y llevarla a la práctica.

Tal y como están las cosas y como se presentan, entre más mentes pensantes y ejecutantes mejor, en especial en un área como es Empleo.

Lo repito, todos tienen las puertas abiertas, oposición, socios de gobierno, técnicos de la administración, grancanarios en general… Este problema es de todos y la solución está en todos.
G/Ac.com Opinión de Matias Campos

0 comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por dejar tu comentario, en breve nos haremos eco del mismo y procederemos a su publicación, si la redacción de este medio lo cree oportuno.

Normas de uso (Aviso legal)
Recuerda que son opiniones de los usuarios y no de Gomeraactualidad.com

G/A.com se reserva el derecho a eliminar aquellos comentarios que por su naturaleza sean considerados contrarios a la legislación vigente, ofensivos, injuriantes o no acordes a la temática tratada.
Gomera Actualidad

Noticias publicadas